Diseño en Venezuela

BUSCA artículos, temas, diseñadores en este BLOG

martes, 27 de noviembre de 2018

MUEBLES DE ESTRUCTURA DE CABILLA, CLÁSICO POPULAR LATINOAMERICANO REINTERPRETADO

Otomán colorido por Intro Art Studio, Venezuela.

Hay un asiento que llama la atención por su amplia presencia en los pueblos venezolanos: la “silla de cabilla y tejido plástico”. En México se ha extendido un modelo particular llamado “Acapulco”, pero también hay que mencionar que este tipo de mueble forma parte del patrimonio material colombiano, siendo reinterpretado en los años recientes por algunos diseñadores industriales, tanto en Latinoamérica como en Europa.


Hace años redacté para el suplemento Espacios que editaba El Nacional un artículo sobre la Monobloc Chair, conocida en Venezuela como “Silla Manaplas”, por la empresa que la fabrica y comercializa. Es quizás el asiento de plástico más difundido en el mundo por su bajo precio.

Otro asiento ampliamente difundido en nuestro país es el de estructura de cabilla con tejido de tiras de plástico pvc, llamada popularmente “silla de porche”, porque lo usual es que se coloque en ese espacio de la casa.

Lo más llamativo de estas sillas son las tramas del mimbre de colores entrelazadas artesanalmente. De su correcto trenzado y anudado depende la capacidad de soportar el peso de la persona sentada.



A la defensa de la identidad mexicana: Acapulco.



Acapulco celebrity


En México el modelo más extendido de este tipo de silla se llama Acapulco, porque se originó en el famoso balneario del estado de Guerrero.


Aunque se desconoce quién la diseñó originalmente, se volvió sinónimo de glamour en los años cincuenta, época en la que las playas del Pacífico mexicano eran el destino vacacional favorito de las estrellas de Hollywood. No obstante, se indica en la página www.sillaacapulco.com que la marca Acapulco nació hace 67 años de la mano del artesano José Cortés, quien en 1982 se mudó a Guadalajara, donde reinstaló el taller en el que aún produce y comercializa estas sillas a nivel internacional. No obstante, hay otras empresas que las fabrican y que han generado variantes, así como otro tipo de piezas de mobiliario como tumbonas, bancos, mesas laterales y otomanas, bajo el mismo esquema constructivo del marco tubular soldado en acero.

Definitivamente Acapulco forma parte del patrimonio cultural material mexicano, igual que Condesa. Ambas han inflamando la imaginación de unos cuantos diseñadores que han reinterpretado su trama radial que originalmente tomó referencias mayas.

En Colombia también se proclama la silla de cabilla como propia de su identidad. Este es uno de los modelos de &Lar.


Silla del Caribe colombiano

En Colombia se mencionan las sillas de estructura metálica y mimbre de PVC como típicas de la costa caribeña. Las mismas son obras de artesanos diseminados en las zonas rurales.

En la contemporaneidad su sintaxis ha sido tomada por los diseñadores industriales que han desarrollado a partir de ella emprendimientos llamativos como &Lar y Tucurinca.

&Lar (Hilar) es un dueto conformado por la fotógrafa Alexandra Larsen y el diseñador industrial Ramón Laserna, quienes han respetado el tejido a mano a la hora de concebir nuevos modelos que hasta han sido seleccionados por Artesanías de Colombia para representar su país en el Maison & Objects Americas en 2015.

Tucurinca es un proyecto socialmente responsable e inclusivo que fue creado por el diseñador industrial Rafael Zúñiga, quien se inspiró en los asientos que veía en la finca de su abuelo en la zona bananera de la región de Magdalena.

Zúñiga tomó como referencias los materiales, las prácticas manufactureras y el colorido folklore caribeño para sus diseños, lo cuales son realizados por personas que se han movilizado desde la región de Magdalena hasta Santa Marta huyendo del conflicto armado, la mayoría no posee conocimientos previos del tejido artesanal.



La interesante mezcla de las fibras naturales con el plástico: Miti Miti de Tucurinca. 

Lo interesante del catálogo de Tucurinca es la diversidad de tramas, algunas inspiradas en los patrones precolombinos como el modelo Ariguaní que revive las formas gráficas de la cultura Tairona. También han agregado innovaciones como la mecedora que incorpora balancines de madera o los tejidos de ratán natural y de fibra de hojas de banana, como corresponde al modelo Guineo.

Una simpática opción “mixta” es Miti Miti, que integra la fibra sintética con la natural, lo cual manifiesta procesos de investigación para desarrollar los productos.

La estrella europea: Tropicalia, de Patricia Urquiola para Motoso.


Tropicalia chic

Aunque las sillas de cabilla formen parte de la tradición cultural de parte de Latinoamérica, es increíble que la gran referencia para muchos diseñadores jóvenes sea la colección Tropicalia que la diseñadora española Patricia Urquiola creara en 2008 para la firma italiana Moroso. Hizo falta la legitimación europea para que en nuestra región cayéramos en cuenta de las posibilidades creativas que ofrecía este tipo de mueble de origen humilde.

Curiosa es la marca española Mecedorama especializada en mecedoras hechas con la estructura de cabilla y los tejidos aprendidos de Rogelio, un artesano de la Guajira colombiana, mientras que en Italia el proyecto Marni causa furor desde el Milan Design Week 2012 por integrar la “experimentación de las formas con el trabajo de mujeres colombianas de zonas rurales”.


Modelo Hobbs Little de Mecedorama y tumbona por Marni.

Las versiones venezolanas

Hace unos ocho años atrás, Grace Souky y Humberto Pappaterra desarrollaron una butaca llamada Olga, que se diferenció por el marco de madera.

En nuestro país ha resaltado la marca Gut, que fabrican los modelos Acapulco y Condesa, pero también opciones propias como la silla Miss Gut para comedor o escritorio.

El arquitecto José Jraige comenzó en Upata la línea de mobiliario tropical Caney, donde exploró con el doblado tubular y el entrelazado de las fibras sintéticas. Actualmente Jraige vive en Buenos Aires, donde ya comenzó a producirla.

Esta es la propuesta de asiento Caney del arquitecto José Jraige.


En fecha reciente nació IconProject, afianzada principalmente en versiones de Tropicalia, Acapulco y Condesa. De la sociedad inicial de dicho emprendimiento, se desprendió Intro Art Studio, liderado por la diseñadora industrial valenciana Fátima Méndez, a quien su profesión y experiencia previa en la industria del mueble española le ha permitido diversificar el catálogo. Actualmente ofrece los modelos Tramas, Roda, Maca y Kubo

Intro Art Studio: Maca, Roda y Vento

Adicionalmente Intro Art Studio diseña sillas personalizadas con marco tubular y cintas de pvc que pueden seleccionarse entre un espectro de 20 colores. Entre los proyectos especiales, está un asiento colgante tipo columpio, creado especialmente para un local en Valencia, que ha bautizado como Vento.


La silla de cabilla es versátil ante los ojos de los diseñadores de producto y los diseñadores de interiores que la están apreciando como un objeto de estilo, ¡larga vida a la silla de cabilla!


Y finalmente... el tipo de silla popular, la que vemos en los porches venezolanos.
Foto referencial de artesanos tachirenses extraida de Mercado Libre 


jueves, 22 de noviembre de 2018

ASI FUE CARACAS VISUAL


Durante un fin de semana se congregaron en el Teatro Chacao profesionales y estudiantes de diferentes áreas y puntos del país para escuchar un nutrido cartel de especialistas en negocios creativos. 


17 y 18 de noviembre fueron días de estreno, porque se realizó por primera vez el congreso Caracas Visual. Se trató de un fin de semana de compartir conocimientos y motivar a los asistentes a plantear negocios y desechar los prejuicios en torno a ganar dinero con los oficios creativos. He aquí mi experiencia tras bastidores y en la tarima. 

Buena vibra 

Como organizadora de eventos puedo afirmar que lo que más me emociona es la buena vibra que emana del público al inicio y luego el entusiasmo con el que se va. El sábado llegué al teatro un poco antes de las 9 am. y la cola en el vestíbulo del Centro Cultural Chacao se desbordaba hacia la acera, fuera del recinto. Era buena señal. 

Bajé junto a Su, mi acompañante, a los camerinos, donde nos recibieron Masa, Manuel Lara de Greetings from Caracas y Zeo, y nos presentamos al resto de los ponentes del día: Alejandro Soteldo, Andrea Bascani y Karla Venturelli tomaron la iniciativa de ser asistentes de producción mientras Isaac terminaba de alistarse como anfitrión, mientras que Victor Pineda, Ana María Coronado, Michael Wong y Oscar Olivares ultimaban detalles sobre el orden del programa. Al rato llegó Mario Aranaga, con quien terminó de sellarse la sensación de familiaridad del line up.

Salió Isaac del camerino y nos condujo a la tarima para darnos las últimas indicaciones. El telón estaba abajo y oíamos el murmullo del público del otro lado. Subió el telón. Un show de acrobacia con telas abrió, mientras que los asistentes blandían light sticks de colores. Nos recibieron con aplausos mientras los salúdabamos desde el escenario. 

Isaac inició las ponencias relatando su experiencia vendiendo logos y brindando algunas recomendaciones para que los profesionales creativos probaran diferentes estrategias para vender exitosamente sus servicios. La segunda charla estuvo a cargo de Miguel Vásquez, Masa, quien a través del proceso de diseño del empaque del disco de Nigga Sibilino que fue nominado al Latin Grammy 2018, explicó detalles sobre cómo especializarse exitosamente, en su caso, en la industria musical. 

Seguidamente llegó el intermedio y la dinámica fue retomada en la tarde con la ponencia a dos voces de Ana María Coronado y Victor Pineda, equipo en el trabajo y matrimonio en la vida real. Narraron cómo pasaron del mundo del corretaje financiero a fotografiar embarazadas y bebés exitosamente, claro, luego de pasar por un proceso de autoaprendizaje y llevar algunos golpes en el camino que los ayudaron a crecer y perfeccionar su trabajo. 




Continuó el carismático Manuel Lara hablando sobre su emprendimiento Greetings from Caracas, con la que desarrolla una serie iconográfica en flat art de nuestro patrimonio arquitectónico que va a presentar en estos días en la Bienal Iberoamericana de Diseño en Madrid. Mario Aranaga habló de su labor como editor de moda y cómo su quehacer es pieza clave para la difusión y dinamismo de esta industria. 

Cerró el telón e inauguró la exposición de los ponentes de Caracas Visual en la terraza del Centro Cultural como actividad VIP. 


Segunda jornada 

El único bemol de ambos días fue la puntualidad, lo cual afectó las ponencias del domingo en la tarde y mi presentación informativa de las buenas noticias del diseño venezolano. Las mismas pasaron apenas a la mitad en la sesión de cierre del segundo día. Desafortunadamente quedaron frías algunas noticias, como el reciente fallecimiento de John Lange, un homenaje que merecía tantos aplausos como las varias menciones que se hicieron sobre Stan Lee. 

La dinámica del domingo incluyó los videos de Ramón Castro e Ipaniza, así como la videoconferencia de Vero Ruiz del Vizo al final. Hay que reconocer la gran calidad humana y profesional de cada uno de estos invitados que aún fuera del país prepararon contenidos nutritivos y cercanos. 

A media mañana Karla Venturelli explicó cuáles son las tendencias en el diseño de interiores, mientras que en la tarde Andrea Bascani  fue didáctica al abordar el tema de cómo asumir las comunicaciones digitales en nuestros negocios.




La sabiduría de Maickel Melamed nos animó a media tarde. Uno de los puntos que abordó  es la sobrevaloración del emprendimiento en la actualidad, lo cual desestima al empleado y otras formas de ganarse la vida. En su ponencia Zeo explicó algunas estrategias para proyectarse en mercados extranjeros, teniendo como ejes principales la diferenciación y la especialización, así como también mencionó algunas plataformas que permiten a los ilustradores exhibir su trabajo. 

El magnífico fotógrafo de moda Fran Beaufrand disertó sobre el buen gusto y le siguió Michael Wong, cuya ponencia desafortunadamente fue limitada porque el teatro debía ser acondicionado para otro evento. No obstante al cierre y en pocos minutos, Oscar Olivares resumió cómo ha logrado que sus ilustraciones recorran exitosamente el mundo. 

Como punto final Isaac Hidalgo anunció la próxima edición de Caracas Visual para el primer semestre de 2019. El mismo abrirá un espacio para que los jóvenes talentos exhiban sus portafolios y tendrán la asesoría del propio Isaac en las áreas de ventas y negocios. 

El balance de Caracas Visual fue positivo y esperanzador en el complicado entorno venezolano. Nos trajo mensajes optimistas en base a la experiencia de venezolanos -no marcianos ni extranjeros-, que están enfocados en trabajar para construir.

lunes, 12 de noviembre de 2018

Mágica Mutación DE LA OBRA DE ARTE AL LENGUAJE TEXTIL

Obras de Soto, Cruz-Diez, Manaure y Medina plasmadas en las franelas de Mágica Mutación


Un mural emblemático de Mateo Manaure en la UCV y las gotas de Carlos Medina en la Autopista Francisco Fajardo de Caracas son las obras de arte que podemos lucir gracias a los artilugios técnicos de Mágica Mutación.


Nostalgia es el sentimiento que viaja en la maleta de muchos venezolanos que emigran. Si bien la mayoría se adapta a su nuevo entorno, siempre late dentro de cada uno la llama de su tierra madre.

Como portadores de cultura los venezolanos extrañan sabores, olores, sonidos, sensaciones térmicas, pero sobre todo, imágenes, porque muchos de los recuerdos se anclan en la visualidad.

En los años recientes han surgido diferentes emprendimientos de diseño que toman los referentes culturales venezolanos y los convierten en productos de consumo que hallan compradores en los paisanos asentados en el extranjero. Un punto que llama la atención es que como primordialmente egresan diseñadores gráficos de nuestras instituciones de educación superior, esos productos surgen para las técnicas de impresión.

Muy diferentes son las técnicas empleadas por Verónica Rivas para su marca Mágica Mutación, puesto que su formación en patronaje industrial en el Instituto Polimoda de la ciudad de Milán (Italia) le ha permitido desarrollar diferentes lenguajes textiles en las prendas de vestir que diseña. 



El mural de Mateo Manaure que inspiró la colección reciente de Mágica Mutación.

La reciente colección de Mágica Mutación ha sido bautizada Alquimia, en alusión a la fusión y entremezcla de procesos para lograr cada pieza. Rivas tomó como base creativa dos obras artísticas que tienen trascendencia emocional para el venezolano: el Mural de Mateo Manaure ubicado en la Plaza Cubierta de nuestra Universidad Central de Venezuela y los Fragmentos de Lluvia de Carlos Medina que están en la Autopista Francisco Fajardo a la altura del CCCT.

Verónica Rivas cuenta que este año, “antes de que falleciera el maestro Manaure, ya había decidido hacerle algún tipo de homenaje y por ello había seleccionado uno de sus murales más conocidos por estar ubicado en una zona de mucho tráfico peatonal en la UCV. En cambio, la idea de trabajar con la obra de Medina surgió del hecho de que cada vez que vengo al taller me da la bienvenida a esta zona de la ciudad, además, la luz de la mañana la hace lucir muy linda, algo que he podido apreciar porque siempre me agarra una cola a esa altura. También pienso que se está convirtiendo, como la Esfera de Soto, en un icono de la ciudad donde la gente se detiene a tomarse fotos”.

Para la diseñadora también fue la manera de trabajar con dos lenguajes artísticos y épocas diferentes, lo cual ya había manejado en la colección Alegoría al Color, para la que reinterpretó la Esfera de Caracas de Jesús Soto y la gran Fisicromía Mural de Carlos Cruz-Diez del Aeropuerto de Maiquetia. 


Los "Fragmentos de Lluvia" de Carlos Medina, un nuevo hito en Caracas que tomó Verónica Rivas para hacer moda.



Los retos del arte en la producción textil


Lo que llama poderosamente la atención de cómo Verónica Rivas logró materializar las obras que la inspiraron es que prescindió totalmente del estampado, para encaminarse por desarrollos que demuestran sus habilidades para el patronaje y la producción, en aras de captar y mostrar la esencia de lo que el artista originalmente plasmó.

En el caso de las franelas con la Esfera de Soto, las fotografías -desafortunadamente- no le hacen mucha justicia, porque lucen como unas camisas que tienen un círculo en naranja plano, cuando en realidad se trata de un círculo que ha sido construido con delgados fragmentos de tela sueltos que extrapolan a la vestimenta el concepto de inmaterialidad propio del maestro del cinetismo bolivarense.


Mateo Manaure para ellas.


Para la colección Alquimia los retos continuaron siendo técnicos. “Dije, voy a tomar mis fuertes y voy a hacer con ellos lo más gráfica posible”, explica Rivas, quien señala que sobre todo la obra de Manaure resultó ser muy compleja de hacer, porque la debió construir con cortes de tela muy finos, para reproducir las líneas rectas del mural abstracto geométrico. “En cambio, la obra de Carlos Medina se logró por superposición de textiles, pero allí lo importante fue la selección del color y la textura, porque quería un plateado que no fuese extremadamente brillante, como son las gotas originales, un tanto opacas, porque busco ser respetuosa con la obra de cada artista”, indica Rivas.

Para realizar el fragmento del mural de Mateo Manaure la creativa empleó el patchwork, pero adaptado, porque “debí deconstruir la obra completa y luego volver a armarla con piezas muy pequeñas sujetas por diferentes tipos de costuras”. Debido a esta complejidad de confección y los costos de producción, la entrevistada asegura que estas franelas son de edición limitada. Un excelente regalo para un ucevista.

Las versiones para caballeros y damas tienen fragmentos diferentes de la obra. A una de las franelas para chicos se le colocó un detalle en una manga.

Mágica Mutación presenta su versión de los Fragmentos de lluvia en franelas para chicas en versión manga corta y manga larga, así como en una braga unicolor con las gotas superpuestas en semicuero sobre una de las botas del pantalón. Esta última prenda está causando furor.


Las franelas de Mateo Manaure para ellos.


Una etiqueta con causa


La etiqueta con causa, señala el aporte social de la marca Mágica Mutación, pues por cada prenda vendida, se respalda la Fundación con fines educativos Vístete de Sueños, la cual transforma las vidas de mujeres en situación social vulnerable al formarlas como modistas especializadas en costura industrial, así como dándoles apoyo psicosocial y nociones de emprendimiento.

Verónica Rivas dice que esta fundación ha cumplido cinco años cambiando la vida de muchas mujeres, porque las forma para el trabajo en el área del corte y la confección. De esta manera “Vístete de Sueños” las ayuda a empoderarse a través de los conocimientos, el soporte emocional y la gestión de su propio trabajo.

La braga que causa furor.


Los nuevos diseños de Mágica Mutación están disponibles en Tiendas Chennai, Colectivo Krearte, Hecho en Venezuela Store y en la propia tienda física de la marca ubicada en la calle Bolívar del casco central de Chacao.

Una buena noticia para los venezolanos en el exterior es que Mágica Mutación pronto abrirá su tienda online en Etsy. 


Y por lo pronto, luciré dos prendas de la colección Alquimia en el congreso Caracas Visual.


Más Info

Instagram: @MagicaMutacion

miércoles, 7 de noviembre de 2018

LA VISIÓN DE LOGO ISAAC EN EL NEGOCIO DEL DISEÑO



Oriundo de la ciudad de Valencia, este diseñador gráfico ha dado de qué hablar por su hiperespecialización en la creación de marcas y la manera cómo ha cimentado su imagen pública. Logo Isaac nos cuenta parte de su historia y adelanta algunas de las recomendaciones que brindará extensamente en el congreso Caracas Visual.


Me he topado pocas veces con personas que nacen con la preclaridad de lo que quieren hacer en la vida: Isaac Eduardo Hidalgo Villarreal es una de ellas.


He escrito completos sus nombres y apellidos como una rareza, porque públicamente es reconocido como Logo Isaac.

Dice que la imagen que proyecta como marca no tiene que ver con sus orígenes, puesto que proviene de una familia clase media valenciana. Estudió diseño gráfico en su ciudad natal gracias a que sus padres y sus tíos le pagaron la carrera y relata que tuvo que repetir una materia en el primer semestre, pero que aunque le costó asimilarlo, “decidí no quedarme pegado en el error. Entonces, me levanté, asumí mi responsabilidad ante las personas que me estaban apoyando y decidí a partir de ese momento ser el mejor, y lo logré, porque luego, fui sobresaliendo en el resto de las asignaturas”.



Boceto para la marca Ecopalet
Tal anécdota describe perfectamente la personalidad de Isaac.

Una vez graduado en 2006, dió clases en el Centro de Diseño Digital Valencia. Luego, decidió mudarse a Caracas, la ciudad donde quiso vivir desde niño, para cumplir sus otros sueño: ser locutor y actor. Entonces, comenzó a estudiar para lograr esas otras metas a la par de trabajar como diseñador, hasta que en el 2010 hubo un quiebre en su vida que lo llevó a reflexionar seriamente en qué deseaba enfocarse primero. Y llegó la respuesta: “quiero hacer logos”, y en ello ha trabajado con su empresa hasta que decida retornar a las tablas.

“Desde que era estudiante tuve buenos clientes, pero en aquel momento sentía y sabía que iba a crecer especializándome al extremo, porque además, deseaba alejarme del concepto del todero, que es como un vicio en el mundo del diseño. Preferí hacer como dice mi mentor de vida Sixto Porras: haz una cosa, pero hazla bien”.

Entonces se convirtió en Logo Isaac y continuó su evolución profesional investigando y analizando marcas, pero también aprendiendo sobre economía y finanzas, porque decidió que su marca iba a enfilarse abiertamente a la creación de logos sólidos y efectivos para los negocios de sus clientes.

Aunque esta hiperespecialización de Logo Isaac resulte polémica entre unos cuantos diseñadores gráficos venezolanos, sus argumentos son claros: “Decidí especializarme al igual como lo hacen los médicos porque pienso que beneficia mi proyección profesional. Entrego el logotipo en sus diferentes versiones junto al manual de marca, en digital, para la mayoría, impreso en tapa dura con un acabado divino para los clientes VIP. Luego, el cliente busca a otro diseñador para que le cree las aplicaciones de la marca, como papelería, página web, etc”. De esa manera, considera que genera empleo para sus colegas.


Aplicación en electrodomésticos

Un estudio de Diseño Gráfico como una casa de moda


La principal innovación de Logo Isaac ha sido proyectarse en el mercado como una casa de moda donde la “firma” de su fundador rubrica cada creación.

Acorde con ese concepto, también se decantó por emplear su nombre de pila y por la definición glamorosa de su imagen al vestirse, peinarse y ser fotografiado. “Muestro mi cara, para darle confianza a los clientes, porque les transmito honestidad y transparencia”.

Así también se ha enfrentado a la “idea bohemia del diseño venezolano”, esa que desde los tiempos del Instituto de Diseño abominaba la publicidad y acercaba a los creativos al romanticismo artístico. Por otro lado, Logo Isaac difiere de los diseñadores que no saben cómo ni por cuánto cobrar su trabajo.

“Si quieres hacer que los clientes te seleccionen para hacerse visibles y ganar dinero, primero tienes que hacerte visible tu mismo”, asevera y explica que su estrategia inicial fue publicar avisos en prensa ofreciendo sus servicios. De esa manera, fue replanteándose profesionalmente, “porque el diseño gráfico no es sólo CMYK”, afirma.

Aparte de las técnicas para diseñar, que es el tema favorito de sus colegas en las redes sociales, hay una pregunta que atormenta a la mayoría: ¿Cuánto y cómo cobro?

Este tema que a muchos les suena odioso, aunque es absolutamente necesario discutirlo en estos tiempos de recesión e hiperinflación en Venezuela fue uno de los detonadores que llevó a Logo Isaac a crear el congreso Caracas Visual.



 


Rompiendo esquemas

“Fui tres veces al Congreso Signo en Mérida, y desde antes de que muriera, tenía en mente un evento para diseñadores. En el caso de Signo, me di cuenta de que su proyección era artística, dedicada principalmente a comunicadores visuales con una visión muy bohemia. Principalmente era una exhibición de portafolios y no se hablaba de negocios”, rememora Logo Isaac.

También asistió a un evento que se realizó en Maturín y el perfil era similar. Entonces decidió producir Caracas Visual rompiendo esos esquemas. “En el congreso del 17 y 18 de noviembre revelaremos detalles económicos, esos de los que los diseñadores son super celosos”, revela.

Logo Isaac baraja varias hipótesis sobre porqué para los diseñadores es tan difícil ponerle un valor a su trabajo. Una es el “el miedo al rechazo del cliente porque cobre muy caro o muy barato. Otra razón es que en las escuelas te enseñan a ser empleado, pero no a ser emprendedor y mucho menos a vender”.

En Caracas Visual se abordará esos tópicos que son tabúes congregando a creativos de diferentes áreas para que hablen sobre cómo valoran su trabajo y cómo proyectan se proyectan en los negocios.

El evento ofrece entradas generales y VIP. Estas últimas son numeradas y permitirán a quienes las hayan adquirido, disfrutar de una exposición privada y un brindis con los ponentes del congreso.

Caracas Visual se efectuará el sábado 17 de noviembre de 9 am a 3 pm y el domingo 18 de 10 am a 4 pm en el Teatro de Chacao.

Para la fecha inaugural el registro inicia a las 8 de la mañana y se pide puntualidad, porque a las 8:58 se cerrarán las puertas para disfrutar dentro de la sala del “show visual”. Quienes lleguen tarde deberán esperar afuera hasta que culmine y se reabran las puertas a las 9:05.




PRIMICIA: 4 secretos de Logo Isaac


En Caracas Visual, Logo Isaac compartirá con los asistentes sus técnicas para el diseño de logos y sus trucos para impulsarse en el mundo de los negocios. Como un abreboca, compartió conmigo cuatro de sus consejos:

  1. Cree en ti mismo: Logo Isaac considera primordial que los creativos se valoren y crean en si mismos. “Uno de los errores de los diseñadores es que ingresan a la carrera para huir de las matemáticas y no reconociendo que van a cursar una carrera que les gusta y para la que tienen talento”. De alguna forma caen en la trampa de la sociedad venezolana que rinde culto a profesiones tradicionales como la medicina o la ingeniería porque creen que éstas son las que dan prestigio. Los creativos deben reconocerse a si mismos como eslabones protagónicos de los negocios.
  2. El buen gusto: Considera Logo Isaac que “el profesional que desarrolle elementos estéticos debe tener opiniones sólidamente fundadas sobre la belleza, diferente a las del público general. En las lecturas que he realizado, coincido con la idea griega y renacentista de que la belleza tiene una base matemática, por lo tanto, es objetiva”, señala Isaac. El buen gusto se educa.
  3. Formarse como vendedor: En este punto, Logo Isaac reconoce que “soy muy blanco o negro, no me gustan los depende. Hay que trazarse metas y las estrategias para alcanzarlas. Por ejemplo, decidí emplear Instagram como la vitrina de mi trabajo. Esto es adrede, no producto del azar. También tengo mentores de vida y de negocios, como Fauci Daggak, el fundador de Daka, con quien trabajé en 2007, Carlos Velásquez de Es en serio, el conferencista internacional Sixto Porras, Donald Trump en los negocios, al igual que Amancio Ortega, Warren Buffet, Steve Jobs y Robert Kiyosaki. Ana María Simon también me ha dado consejos valiosísimos para el manejo de mi carrera”.
  4. Discurso honesto: Para lograr esto, Logo Isaac propone, “véndetelo primero a ti mismo, porque si tu mismo no compras lo que haces, ¿por qué debería hacerlo el cliente?”. La honestidad para Logo Isaac se plantea desde el momento en el que decide dar la cara para vender su trabajo y mostrar únicamente logos vendidos, “no publico ejercicios gráficos, sino desarrollos reales”.

Los ponentes de Carcas Visual



    Más Info en:
    Instagram @logoisaac / @caracasvisual


    jueves, 1 de noviembre de 2018

    LA 13va BIENAL NACIONAL DE ARQUITECTURA EXTIENDE INSCRIPCIONES HASTA EL 13 DE NOVIEMBRE

    El Colegio de Arquitectos de Venezuela (CAV) y la Red de Bienales de Arquitectura de América Latina (REDBAAL) presentan la décima tercera edición de la Bienal Nacional de Arquitectura (XIII BNA). La convocatoria aún está abierta.


    La convocatoria de la Bienal 2018 es amplia, dirigida a los arquitectos venezolanos residentes en Venezuela y en el exterior. La XIII BNA tiene como tema “Arquitectura en Venezuela y su diáspora” por lo que, por primera vez, se incluyen en invitación y muestra, obras y trabajos realizados por arquitectos venezolanos que se desempeñan en el extranjero. Motiva esta deferencia, la creciente emigración de profesionales que han partido de nuestro país buscando nuevas oportunidades y mejores condiciones de vida. El CAV ha abierto una prórroga para recibir trabajos hasta el 13 de noviembre. Les compartimos los instructivos https://drive.google.com/drive/folders/1uV8B8nKl180_0_yAeeCehdeYTz76a2tc

    En esta edición se conformará una Bienal itinerante, entre Caracas, Maracay, San Cristóbal y Maracaibo. Este destacado encuentro incluirá, dentro de sus actividades, la exposición de posters y publicaciones de trabajos concursantes e invitados; conferencias y charlas, presenciales y vía Skype, con destacados expertos nacionales e internacionales, exposición de productos y servicios de patrocinantes y aliados así como celebración de convenios con instituciones relacionadas, entre otras actividades relacionadas.

    La exposición incluirá la muestra de la XIII BNA de posters y demás productos, tales como publicaciones, fotografías, videos, etc., representativos de obras que presentarán los arquitectos en las distintas categorías participantes.

    Si bien es claro que en 2014 se realizó la XI BNA, y antes de dicha bienal hubo un vacío de 12 años en donde no se realizaron las correspondientes ediciones, sumado a la complicada situación nacional que limitó la participación a muchos colegas en la XII BNA, celebrada en 2016, en la presente XIII edición, se invita a participar con obras realizadas por arquitectos venezolanos dentro y fuera del país en los últimos 5 años.

    Asimismo los proyectos destacados y los ganadores de las dos Bienales pasadas, serán invitados a la exhibición a fines expositivos.

    Para más información, visitar: www.cav.org.ve

    Facebook: Colegio de Arquitectos de Venezuela / Revista CAV; 
    Twitter: @CAVorgVE / @Revistacav
    Instagram: @revistacav