Diseño en Venezuela: Entrevista a Hubert Reinfeld: DEL DISEÑO PARA LA TELEVISIÓN AL DISEÑO DE LA IMAGEN EN MOVIMIENTO

domingo, 13 de marzo de 2016

Entrevista a Hubert Reinfeld: DEL DISEÑO PARA LA TELEVISIÓN AL DISEÑO DE LA IMAGEN EN MOVIMIENTO

La televisión, que fue hasta hace poco el medio rey está en declive, opina Hubert Reinfeld, diseñador venezolano que destacó desde finales de los años noventa como diseñador para tv,  siendo múltiple ganador de premios internacionales y fundador del estudio Totuma.

Reinfeld se mudó con Totuma a Miami, donde ha vivido los cambios recientes de la industria televisiva generados por el rápido progreso de internet y la aparición de dispositivos como las tablets y los smartphones. Indica que el término más adecuado para lo que hace es “diseño de la imagen en movimiento”, que no sólo implica la televisión, sino los videos para las redes sociales y las apps, entre otras nuevas modalidades.


Un poco de historia

En las entrevistas que he estado haciendo para mi tesis de maestría, varios de los diseñadores consultados resaltaron el exitoso fenómeno del diseño para las televisoras por cable desde Venezuela para Latinoamérica. En ese auge participaron en los años noventa del siglo pasado,  egresados de Prodiseño y del Instituto de Diseño Caracas, como Miguel Vásquez (Masa), Verónica Acosta Ettedgui, Hubert Reinfeld y Antonio Rojas.

Reinfeld escribió en el 2002 para Objetual un artículo en el que relata la breve historia del “boom” del diseño para la tv en Venezuela, que puedes leer aquí: http://www.objetual.com/tv/articulos/diseno_de_tv.htm, que delata su rol protagónico en esa movida. Me parece interesante resumir la historia de vida de Reinfeld, quien estaba estudiando diseño gráfico en el Instituto de Diseño Neumann cuando reventó la crisis de la que salió Prodiseño.

Abandonó la carrera en Prodiseño y aceptó trabajar como asistente de Santiago Pol, de quien reconoce haber aprendido mucho. En el taller del maestro venezolano del cartel, conoció al director de una universidad de Québec, a la que se fue a aprender a usar los primeros programas de animación.

A su regreso al país, consiguió trabajo en HBO, que recién se instalaba en La Urbina. Allí, con su formación esencial en diseño para impresos y los conocimientos en animación, se adentró en el mundo de la imagen televisiva.

En HBO lo capacitaron para el manejo de aparatos Graphic Factory, y también pudo entrenarse en el manejo de otros equipos en Artevisión, de la Universidad Simón Bolívar.

Ya estando en ese medio, vió una veta de negocios. Entonces creó Totuma como un estudio especializado en diseño para la televisión. Una iniciativa pionera en la región, junto a los argentinos de Media Luna.

La decisión de abrir su propio estudio se afianzó a raíz del estreno de la imagen de Fox para Latinoamérica realizada por un estudio gringo, que si bien destacaba por ser hermosa y de impecable factura, poseía un error cultural garrafal: la música era de Gipsy Kings y estaba repleta de banderas rojas en tono españolizante.

Así Reinfeld abrió su compañía con el nombre más autóctono posible, con talento local y con tinte latinoamericano.
Al poco tiempo surgió la competencia: Guayoyo, Anónimo y la Súper Agencia, pero Totuma era el líder a abatir. Llegó a tener 40 empleados y facturar casi un millón de dólares al año. Sin embargo, el punto de quiebre llegó a mediados de la primera década del siglo XXI, con el deterioro del país. Hubert Reinfeld lamenta el contexto desfavorable de Venezuela hacia la empresa privada, que sumaba en contra el control de cambio, la inseguridad y otras limitaciones, como el hecho de que los desalojaran de la quinta en la que trabajaban en Altamira, por un lío de permisologías.

Los cambios

De alguna manera pareciera que la mudanza de país también trajo aires de cambio en el negocio. Reinfeld afirma: “La televisión dejó de ser el medio predilecto, porque ya conseguimos las noticias y el entretenimiento en otros lugares. La gente está viendo menos tv y buscando más contenido”.

Una vez en Miami, los primeros contratos llegaron de la mano del venezolano Jesús Rodríguez, para People & Arts y Discovery Travel & Adventure. Desde ese momento, siguieron los contactos y muchos más proyectos.

“Ahora todo se ha atomizado, porque ya no está en un solo sitio. Ahora todo depende de qué quieres comunicar y a qué público deseas llegar”, reconoce Reinfeld.

Por ello, actualmente indica que se dedica al “diseño en movimiento” que se encuentra en gran parte en el ámbito digital.

Antes, “en Prodiseño, di clases de motion graphics, pero ahora todo va más allá, entendiendo como se diseñan la interfase y la imagen en movimiento, que sea agradable estéticamente y que tipográficamente funcione”. Para entender esa lógica, les dejo el vínculo a “Deconstructing motion graphics” http://www.totuma.net/projectdetail.asp?pj=132

A raíz de su experiencia docente, Prodiseño le otorgó –para alegría de su mamá-, el título de “diseñador por méritos profesionales”, lo que le permitió graduarse junto a sus alumnos.

A nivel mundial Reinfeld considera que la formación para el diseño en movimiento aún es precaria, porque se trata de una disciplina de aparición muy reciente, que ni siquiera cuenta con una amplia bibliografía de consulta. “Lo que he encontrado principalmente son cursos que enseñan a manejar los programas. Quizás en Boston y en Nueva York es que hay escuelas que van más allá, educando sobre la visualidad y criterios narrativos”.

Al final de cuentas, Hubert Reinfeld se considera un autodidacta que posee amplios criterios conceptuales para el diseño en movimiento… ¿Una recomendación para los estudiantes de diseño que desean dedicarse a esta área?: “aprender a ver”.