Diseño en Venezuela: DISEÑO DE PRODUCTOS EN VENEZUELA RELATADO POR 6 DE SUS PROTAGONISTAS

lunes, 10 de octubre de 2016

DISEÑO DE PRODUCTOS EN VENEZUELA RELATADO POR 6 DE SUS PROTAGONISTAS

Este sábado 8 de octubre fue el conversatorio “Diseño de productos en Venezuela: pasado, presente y futuro” con homenaje a la pionera del diseño de muebles Isabel Castillo de Salazar.

La idea arrancó en marzo de este año con una llamada de Jessica Stein, creadora de Design in Venezuela, para que dictara una charla sobre diseño industrial. Me gustó la idea, pero la varié un poco, sugiriendo que en vez de ser yo hablando durante 45 minutos seguido, transformáramos el evento en un conversatorio con testimonios de varios diseñadores.

A ella le encantó la idea –de hecho, Jessica es una chica que sabe escuchar-, y a los días volvimos a conversar y ya le tenía algunos nombres, que apuntaban hacia una panorámica histórica que arrancaba en los años 50 con doña Isabel Castillo de Salazar, una diseñadora de 85 años a la que además, valía la pena homenajear.

Desde marzo hasta este 8 de octubre, fecha en la que finalmente se materializó el evento, hubo varios giros de tuerca, muchos de ellos sorpresivos, debido a esas “emergencias” que impone la inestabilidad del entorno venezolano. Ya estábamos ambas embarcadas en la organización y nos tocó cambiar de fecha por situaciones ajenas a nuestra voluntad. Sin embargo, los contratiempos extrajeron nuestra perseverancia (¿o terquedad?) y la creatividad requerida para que la iniciativa llegara a buen fin.

En todo este tiempo contamos con la comprensión, fidelidad y paciencia de los 6 ponentes, a quienes agradecemos infinitamente por habernos acompañado en esta primera edición de “Diseño de Productos en Venezuela”, organizado colaborativamente por Design in Venezuela e Industrias Creativas, más la participación de Isabel Castillo de Salazar, George Dunia, Conrado Cifuentes, Marcelo Botto, Gabi Valladares y Jesús Alfiero Moreno. También contamos con el apoyo de tres patrocinantes: Printco, Idea Verde y Tecnoprint 3D.

El recorrido, década a década

 El conversatorio fue estructurado por décadas, teniendo cada una un representante que habló sobre su experiencia y al que le pregunté como moderadora sobre su visión del diseño de productos en el país.

La homenajeada. Isabel Castillo
La apertura fue con la homenajeada Isabel Castillo de Salazar, quien llegó con 27 años a Venezuela proveniente de Colombia, cuyas calles estaban encendidas a raíz del asesinato del político Jorge Eliécer Gaitán. Ella comentó que tomó la decisión de emigrar tras investigar las posibilidades de progreso profesional en distintos países, y la mejor opción era Venezuela.

En los años sesenta comenzó a trabajar freelance como decoradora, que era como se le llamaba en aquel entonces  a los “diseñadores de interiores”. Esto le permitió crear muebles a la medida para sus clientes. Posteriormente llegó su etapa como docente en el Instituto Monseñor de Talavera, donde formó decenas de diseñadores.
George Dunia

George Dunia, quien comenzó a estudiar en el Instituto de Diseño Neumann (IDD) el año en que el gobierno de Rafael Caldera clausuró la UCV, egresó a principios de los años 70 como diseñador gráfico y diseñador industrial, porque ambas menciones estaban abiertas en la escuela.

Destacó el hecho de que el IDD tenía talleres en los que los estudiantes hacían prácticas con algunas máquinas como una dobladora de tubos con las que hicieron varios prototipos de sillas y reconocían las propiedades de diferentes materiales, como la fibra de vidrio, que trabajaron extensamente.
Conrado Cifuentes
Siguiendo el recorrido cronológico continuó Conrado Cifuentes, diseñador industrial, de iluminación y empresario. Fundó en 1985 Otai Design, con la que comenzó haciendo réplicas de asientos reconocidos internacionalmente como la chaise longue de Le Corbusier, entre otras piezas. Igualmente relató que durante la primera etapa de Otai, hubo empresas que preferían contratarlos para que copiaran muebles de catálogos italianos que comprar sus diseños originales, y que esos tropiezos los llevó a darle la vuelta a su negocio, atendiendo a lo que querían realmente hacer: diseñar.

Cifuentes contó que comenzaron creando objetos utilitarios pequeños hasta que se dio cuenta que se le daban bien las lámparas. Entonces se dedicó a diseñar y fabricar luminarias y postes de luz hasta que los clientes comenzaron a pedirle que también se encargara de los proyectos de iluminación. Hoy en día siente la satisfacción de tener unos 300 modelos en su catálogo y el orgullo de ver en las calles, en oficinas y en casas de familia los productos de Otai. Tanto Dunia como Cifuentes recomendaron a los jóvenes diseñadores de productos presentes en la sala a agudizar la observación de su entorno para percatarse de las necesidades sensibles de ser cubiertas, la perseverancia y mantenerse actualizados.
Marcello Botto y Gabi Valladares

Como exponentes de “los años noventa” estuvieron Marcello Botto y Gabi Valladares, ambosarquitectos, creadores del espacio Siete al Cubo. Marcello socializó los retos que debió enfrentar en el diseño y fabricación de muebles con su empresa Botto Prodotto y Valladares habló sobre las motivaciones para crear la marca Papusa hace diez años.


Asímismo ambos explicaron a la audiencia que la motivación para abrir Siete al cubo fue crear un laboratorio para las marcas de diseño venezolano, con énfasis en las piezas utilitarias. Consideran que más que una tienda, el espacio es una vitrina para promover el talento de muchos emprendedores.

Jesús Moreno
Cerró el conversatorio el más joven del grupo, Jesús Moreno, quien narró cómo llegó al diseño industrial y el recorrido para fundar Alfiero Designs. Su emprendimiento ofrece actualmente dos productos que ha diseñado después de un proceso que incluye el prototipado rápido gracias a la tecnología de impresión 3D, la cual resultó también ser para él una solución productiva económicamente viable y práctica.

Vinculada al testimonio de Jesús Moreno estuvo la participación de Robin Pérez, representante de Tecnoprint 3D, empresa venezolana que se dedica tanto a la comercialización de impresoras 3D, como al diseño y la capacitación en esta tecnología. Pérez demostró en vivo cómo funcionan los equipos Robo, lo cual llamó mucho la atención del público.
Para el cierre participó José Acosta, creador de Idea Verde, quien habló sobre su filosofía de trabajo de diseño ecológicamente responsable. Hasta los momentos se han enfocado en libretas realizadas con papel reciclado y tintas biodegradables. Actualmente  enfrenta el reto de desarrollar marcadores (rotuladores) con materiales reciclados. Para ello espera abrir pronto una convocatoria para diseñadores industriales.

El evento culminó con la rifa de 4 ejemplares del libro Diseño para todos de Mobius, 5 Rollo y 5 Utomo cortesía de Alfiero Designs y 4 libretas de Idea Verde.

El broche definitivo fue la entrega de un presente a la homenajeada, quien manifestó gran complacencia por el evento. A los organizadores nos quedó el buen sabor de haber ofrecido contenido de lujo y la generación de entusiasmo y motivación entre los ponentes y los asistentes.