LUIS APARICIO: “ME CONSIDERO UN DISEÑADOR CON PRINCIPIOS DE VIEJA ESCUELA”


Ha acumulado una vasta experiencia en diferentes ramas del diseño, aunque la ilustración y la tipografía son las áreas con las que se siente más identificado y nos ha contado por qué.

Luis Aparicio es conocido en el mundo creativo como Luispa, y es de los primeros egresados del Centro de Diseño Digital. A principios de este año fue invitado a mostrar su trabajo en el Type Thursday, evento que se organiza en la ciudad de Nueva York, donde actualmente vive como estudiante, para conversar acerca de sus proyectos con los asistentes, quienes le dieron su opinión.

Se enteró de esta convocatoria abierta por su gran amiga Faride Mereb, quien dicho sea de paso, se ha convertido en gran promotora del talento venezolano en la Gran Manzana. Luispa había colaborado con Ediciones Letra Muerta, ilustrando el aforismo “Memento Mori” que acompañaba un poema escrito por la cubano-venezolana Kelly Martínez. De esa colaboración, surgió buena química.

Luispa exhibió en el Type Thursday una serie de ejercicios tipográficos aplicados al diseño de logos y explicó el proceso implicado en su creación. Relata que la respuesta de los asistentes fue increíble, “porque muchos se acercaron al final de la ponencia para agradecerme por haberles compartido mi trabajo y su desarrollo. Fue muy gratificante apreciar cómo diseñadores que se especializan en esa área del diseño tipográfico, disfrutaron de mi trabajo personal”.



En el Type Thursday, Faride Mereb fungió de traductora para Luispa.

Énfasis en la ilustración y la tipografía

El portafolio de Luispa acumula una variada experiencia que es consecuencia de haber trabajado en diferentes departamentos de diseño durante más de 15 años, que le permitieron aprender y experimentar. No obstante, reconoce que “la ilustración y el diseño tipográfico, han sido esenciales para mí, por lo bien que me siento desarrollándolos”.

Cada una de las paradas que ha realizado en su trayectoria ha sido acompañada por grandes retos. En Image & retail tuvo su primer contacto con el diseño de marcas, de la mano de varios de sus profesores, quienes lo guiaron en proyectos para Citibank, Banesco, Excelsior Gama, por mencionar algunos. En Sun Channel se involucró en la creación de piezas gráficas para televisión y el Motion Graphics. Con Zona Films siguió en esa línea, trabajando para clientes como Chevrolet, Tío Rico y Oriental de Seguros. Antes de independizarse, estuvo en McCann con la intención de asentar en su curriculum que había pasado por una de las 4 principales agencias de publicidad en el mundo.

La experiencia le ha revelado a Luispa que con el pasar de los años, el diseñador va creando su propio código gráfico y eso se refleja en la ejecución de su trabajo: “Mi código gráfico se decanta mucho por las expresiones ilustrativas, siempre y cuando se pueda justificar con la necesidad del proyecto”.

En cuanto al proceso creativo, todas sus facetas parten de la misma metodología. Empieza por el trabajo investigativo, que se traduce en notas y líneas que van dando ideas de su posible personalidad, para luego empezar a darle vida digital al proyecto. “Siempre me he considerado un diseñador con principios de vieja escuela. El proceso manual tiene un rol importante. Antes de crear un archivo, ya tengo las ideas plasmadas sobre papel. Me gusta tener un acercamiento bien depurado, antes de digitalizar y ejecutar de diferentes maneras. La etapa digital la considero como la fase de proyección del trabajo manual”, indica.



Influencia de los dibujos animados

Luispa señala que desde su niñez los dibujos animados han tenido una presencia importante en su vida, y sin duda, fue lo que despertó su interés por las artes y el diseño. “Alegre despertar era el momento más esperado de toda la semana. Ver cualquier serie de Hanna Barbera y dibujarlas, era mi rutina sagrada. Mi fascinación por las comiquitas era inagotable. Cuando leí mi primera historieta, y descubrí que se podía inmortalizar en un papel una idea, sentí que tenía que involucrarme es eso”.

Son muchos los ilustradores que admira, destacando a John Kricfalusi, Bill Plympton y Robert Crumb.

La aspiración del creativo es incursionar en la ilustración para cuentos infantiles. “Esa empatía que desde pequeño he tenido por el comic y la literatura infantil, siempre me ha generado el interés de narrar mediante mi dibujo una historia. La posibilidad de mezclar el diseño y la ilustración en un libro, es algo que me motiva mucho”.




Nueva York


Sobre esta metrópoli dice Luispa: “La diversidad visual que tiene esta ciudad es única. No existe otra ciudad en el mundo que reúna tanta inspiración artística como La Gran Manzana. Esta es la ciudad del desenfado gráfico, del diseño sin filtro, y muy bien curado. Me ha dado una perspectiva mucho más amplia de cómo puedo comunicar mediante mi trabajo”.



Recomendación para los estudiantes


“A la nueva generación de comunicadores visuales de mi país, les recomendaría no engavetar nunca el deseo de seguir aprendiendo y mantener el apetito de enriquecer su lenguaje gráfico siendo un constante investigador de ideas y maneras de comunicar”. Luispa también enarbola otros consejos para los estudiantes de diseño:

  • Aprovechar al máximo las bondades de internet y las redes sociales como herramientas de entrada y de salida de conocimientos. 
  • Participar en charlas, conversatorios, exposiciones y en la medida de lo posible, tener libros como fuente de inspiración personal.
  • Experimentar las diferentes áreas del diseño, antes de especializarse con alguna en particular. Tener la habilidad de entender y aportar en cada una de ellas puede ser muy gratificante a nivel personal.
Por último recomienda invertir tiempo en proyectos personales. El no tener un cliente con el cual trabajar, no puede ser un obstáculo para seguir evolucionando profesionalmente.

Entradas populares