EN UNA COLECCIÓN CONFLUYEN DISEÑO DE JOYAS Y ARTESANIA INDÍGENA

En un fin de semana, Carol Leal Joyas, la Fundación Tierra Viva y dos artesanas Warao exhibieron su trabajo en conjunto en una experiencia a la que también se unieron los sabores del chocolate y la cerveza artesanal.

Hermanadas por el diseño. Así están trabajando la diseñadora de joyas Carol Leal junto a un grupo de mujeres artesanas de la etnia Warao, respetando mutuamente sus visiones, sus formas y sus sueños creativos. 


Carteras de la nueva colección, Confluencias.
Como resultado de este trabajo colaborativo, Carol Leal Joyas ya había lanzado las colecciones "En Extinción" y "Maraisa", pero ella quería ir mucho más allá, puesto que para estas piezas, el proceso creativo fue realizado a distancia con la intermediación de la Fundación Tierra VIva, que realiza un trabajo de emponderamiento femenino a través del trabajo artesanal que ha llamado Tejiendo Esperanzas.

Hace unos días, a principios de noviembre, Carol Leal viajó hasta Tucupita y luego hasta el Delta del Orinoco para realizar un recorrido por las comunidades y facilitar un taller de creatividad e innovación que favoreciera el desarrollo de su nueva colección, que ha titulado "Confluencias", de la cual ha expuesto un adelanto en la T de Chuao el 23 y 24 de noviembre.

El título describe la convergencia de formas: la estilización propuesta por la diseñadora de joyas unida a los patrones circulares -concéntricos o en espiral-, que son propios del lenguaje visual de las artesanas, y la integración de materiales como el metal bañado en oro de la orfebrería, ensamblada a las micropiezas de cestería elaboradas por las manos indígenas.

Para los dos nuevos modelos de carteras presentadas en "Confluencias" se han utilizado el moriche, fibra extraida del que los Warao consideran "arbol de la vida", y la bora, una resistente planta acuática de cualidad impermeable. Las piezas se muestran en su color natural del material base o tinturados con pigmentos vegetales como el onotillo y la chinchamochina.

"Lo bonito de estas piezas es que ya están en una segunda fase del proyecto, en donde ellas están trabajando en base a los diseños que desarrollé y lo increíble es que llegaron a hacer las piezas sólo con ver los dibujos que les envié". La artesana por su lado asintió: "Yo, al ver el dibujo comencé a tejer".



Diseño étnico

En la exposición Confluencias también se exhibieron objetos utilitarios y decorativos creados por las Warao en el marco del proyecto Tejiendo Sueños, como vasijas, cajitas, bandejitas y móviles en moriche; zandalias y hasta un mat en bora.

La cestería es estéticamente agradable, respeta las tradiciones de las comunidades que las elaboran y son totalmente compatibles con el medio ambiente. Una modificación introducida en los tiempos recientes ha sido la incorporación de tiras de bolsas plásticas recicladas, que le brindan toques de color a las piezas, a la vez de que reutiliza este perjudicial material de desecho.


Estas cestas forman parte de las piezas que desarrollan las artesanas con la Fundación Tierra Viva en Bora.

Una experiencia con propósito

En parte, el objetivo del evento "Confluencias" fue presentar la nueva colección de Carol Leal Joyas y el trabajo de sus aliados de Tierra Viva y la comunidad Warao. Durante el fin de semana en el que se realizó, los asistentes tuvieron la oportunidad de tejer un marcalibros en moriche con Araselis y Gricenia, las dos artesanas presentes. La actividad fue ambientada musicalmente y acompañada por café, postres y una degustación de los chocolates Talococh y la cerveza artesanal Destilo.

Igual como aconteció con Maraisa y En Extinción, parte de los ingresos por la venta de los accesorios y carteras de Carol Leal Joyas contribuirá con las mujeres indígenas del Delta del Orinoco. Su talento y tesón lo merecen.

Entradas populares